5 de marzo de 2010

HOLI, FIESTA DEL COLOR

Holi es un importante y popular festival de colores, hinduista, que se celebra en primavera, en la India, Guyana y Nepal. La tradición dibuja sus raíces en varias leyendas de dioses hindús y se mantiene en la actualidad aplicando polvos y agua coloreados a los seres queridos. Dura tres días y, como era de esperar, está plagado de coloreados excesos. Y brinda la oportunidad de captar imágenes que son una auténtica delicia para la mirada.





























Visto en THE FRAME

7 comentarios:

Camino dijo...

Yo me se de dos que hacen Holi no solo en primavera ;D

Berni dijo...

Y yo me las imagino:
Son tus "miniyos" particulares. Seguro que cuando juegan a celebrar "su Holi" a su madre no le hace ninguna gracia :D

Berni dijo...

Desde luego la fiesta es espectacular, por los vivos pigmentos y por la alegría de quienes la comparten. No me importaría convertirme en un elemento multicolor más.

Camino dijo...

jajaja...una es mi miniyo, y la otra es igualita que su padre (secandome las babas). Cuando celebran su Holi, yo me resigno...me pueden!
Perdona Javier por usar tu blog a modo de "messenger"
Me encantan esas imagenes tan coloristas, pero ademas del color, lo que me llama la atencion es la felicidad que consiguen transmitir.

BEATRIZ dijo...

Javier,
Pues algunas de las fotos son bellas, pero no sé si yo podría celebrar así. Creo que soy mejor espectadora,jajaja.
Gracias por pasar por mi blog. Lo que dices al respecto del micro-relato es muy cierto, de hecho me ganaste, estaba explicando en un comentario los efectos fúnebres que ejerme en mi el elemento del agua y el mes de marzo, el tuyo apareció primero, ni hablar...

Hoy aprendí algo nuevo en tu entrada, gracias.

Saludos de colores.

Lala dijo...

Es muy simbólico eso de llenarse de color y dar color a los otros. Bonito! :D
No sé por qué me vino a la mente la tomatina de Buñol, jajajaja!


Besos


Lala

Javier dijo...

Es un placer contar con vuestra presencia, Camino, Beni. A este blog le encanta ser un lugar de encuentro, una mesa camilla con unas tazas de café caliente.
Y esta fiesta del color me parece un pretexto perfecto para pasarlo bien. En efecto, un juego para niños, para el niño que siempre llevamos dentro... o fuera Muchas gracias.


No te preocupes Beatriz, debe de ser como el bailar, una vez que empiezas ya no puedes parar. Muchas gracias a ti por tu visita y tus amables palabras.


Lala, sabía que esta entrada te gustaría especialmente, conociendo tu afición al juego. A mí también me vino a la cabeza la tomatina cuando lo vi. Gracias.

Related Posts with Thumbnails