19 de enero de 2010

ESPACIOS FRAGMENTADOS DE NAOKO ITO

Si hay un espacio propicio para la vida de náufrago este es el de una botella de cristal. Sea para mandar a navegar a la esperanza o para dar asidero al inestable olvido, para guardar secretos opacos o dejar envejecer el tesoro de un trago. Recipiente o vitrina de frágil arena, parece querer recordarnos la transparencia de un mar lejano y su capacidad para encerrar otros mundos paralelos. O, al menos, eso es lo que me sugiere el trabajo de NAOKO ITO (Tokyo, Japón), artista que vive y trabaja en New York, con esta obra en la que consigue sustentar a la naturaleza fragmentándola sobre un andamiaje de espacios de cristal. El resultado, esta sugerente y extraña sensación, estéticamente convincente, que comparto con vosotros.









Visto en COLECTIVA

2 comentarios:

Lala dijo...

Hay tantas maneras de ver, entender, proyectar, representar, expresar las cosas, que no entiendo a los cerebros cuadriculados!
Eso no cabe dentro de la libertad!
Puede que guste o no, pero ser, es. Y es con derecho propio. Sólo por eso, es magnífico.


Un beso


Lala

Javier dijo...

Me parece formidable la capacidad del hombre para expresarse a través del arte. Y me produce un indescriptible placer verme sorprendido por ello.
Me alegro de poder compartirlo con otra artista.

Gracias, Lala.

Related Posts with Thumbnails