28 de mayo de 2010

EL DECRECIMIENTO, ¿UNA MANERA DE HACER HABITABLE EL MUNDO?

"El hombre que no se contenta con poco jamás estará satisfecho, porque siempre querrá más"

EPICURO


La obra “La ley de la Entropía y el Proceso Económico” de Nicholas Georgescu-Roegen (Rumanía, 1906-1994) se considera el libro fundacional de la “economía ecológica” y la base del “decrecimiento económico”. Criticó que en las facultades de economía se simplificara la realidad y se falseara para adaptarla a sus ecuaciones. Por ejemplo, el hecho de suponer que el ser humano tiene un comportamiento robotizado, mirando sólo su máximo beneficio (el llamado “homo oeconomicus”).

Posteriormente y en la actualidad, otro economista, Serge Latouche (Francia, 1940), premio europeo Amalfi de sociología y ciencias sociales en 1998, promueve y explora este nuevo sistema económico denominado “decrecimiento”.

Un movimiento abanderado por Serge Latouche junto a la politóloga suiza Marie-Dominique Perrot, la asociación Climate Justice Action (CJA) y el mensual «La Décroissance» (El Decrecimiento), entre otros, señala, además, la necesidad de cambiar las formas de consumo, de redistribución de la riqueza y de transferencia de tecnología hacia los países en desarrollo.

Puede ser interesante y oportuno, pienso, en el momento actual replantearnos la forma de mirar nuestro maltrecho sistema económico, capaz de generar tantas desigualdades. El “decrecimiento” que me interesa ahora es sólo un pretexto para cambiar un poco la perspectiva y cuestionarme esta manera de construir un mundo aparentemente inviable. Y el deseo de contagiaros una provocación.



Related Posts with Thumbnails